Acceder a la Guía

Con Precaución

No cualquiera, no el que sea

Por Sergio Mejía Cano

Miércoles, 7 de Marzo del 2018. 9:03:02 pm

Letra más grande

Cuando el periodista Nino Canún conducía un programa televisivo denominado ¿Y tú qué opinas?, se ofreció un programa referente a los guardias que comúnmente están a la entrada de los centros sociales también llamados discotecas o antros de vicio, y que estos guardias son los que determinan quién entra o quién no a dichos lugares.

Entre los invitados a ese programa estaba presente la entonces novel actriz Kate del Castillo (chiquilla), y tocó el turno de que Nino le preguntara a esta muchacha lo que ella opinaba sobre estos guardias, a lo que la joven actriz respondió, palabras más, palabras menos, que eso "estaba bien, porque así se evitaba que entrara cualquiera"; y ágil de mente, el conductor de programa de inmediato le preguntó que quién era cualquiera, a lo que la señorita Del Castillo no supo que responder, pues como si de pronto haya tenido una papa caliente en el interior de su boca porque se volvió puros balbuceos y, al fin caballeroso el tal Nino Canún, cambió el tema de inmediato dirigiéndose con otra pregunta hacia otro de sus invitados en el panel.

Me llegó a la mente este recuerdo al leer el encabezado de una nota en el Periódico Express del miércoles 7 del presente mes en donde según el diputado local Jorge Armando Ortiz Rodríguez, más conocido por muchos tepiqueños como "Fugio", señalando que "No cualquiera podrá ser chofer del servicio público del transporte"; esto, al haberse presentado una iniciativa enviada por el Ejecutivo para reformar algunos artículos de la Ley de Tránsito y Transportes en el Estado.

De acuerdo a la nota de referencia, se propone el anexo de una licencia para los operadores del servicio público del transporte; y además, quien pretenda ser conductor de esta clase de servicio, deberá no contar con antecedentes penales, así como demostrar la capacidad de trabajo y suficiente pericia, así como tener conocimientos en primeros auxilios y de trabajos mecánicos porque en sus manos está la vida de los usuarios. Y obviamente esto está dirigido no nada más para los choferes de los camiones, sino también para los de las combis y taxis.

Así que en cierta forma sí tiene razón el diputado Ortiz Rodríguez, porque entonces no cualquiera, no el que sea, podrá ser un profesional de la conducción de vehículos del servicio del transporte público si no cuenta con estos requisitos que se exigen con tal de dar un mejor servicio.

Todo esto está muy bien; sin embargo, ojalá y no quede todo en pura iniciativa o que sea llamarada de petate, porque podría darse el caso también de que no cualquiera le quiera entrar a esta profesión no tanto por los requisitos, sino por el desgaste físico y mental que conlleva conducir un transporte del servicio urbano y por lo poco bien remunerado.

Y si con esta profesionalización se garantiza que quienes conduzcan camiones, combis y taxis del servicio Urbano van a contar con las prestaciones correspondientes de ley, también se les debe de proporcionar un mejor salario para evitar en lo posible, el probable manoteo que dicen algunos permisionarios, llevan a cabo algunos de sus empleados.

Y tal vez para evitar esto último, lo mejor sería pagarles un salario fijo y dejar la comisión por venta de boletos que origina en muchos de los casos el agandalle de pasaje, el no respetar itinerarios y muchas veces ni los semáforos, etcétera, todo con el afán de ganarse el pasaje para recibir más de dicha comisión por venta de boletos. Y si no, en todo caso, fijar salario fijo y entrarle a la forma del pre-pago para que los choferes de camiones y combis ya no tengan nada que ver con monedas y tan, tan, se acabó el problema para los patrones que dicen que sus choferes manotean de la morralla.

Así que si acaso se les va a tener que requerir una licencia especial anexa a la que ya traen los choferes del transporte urbano, quedaría bien que se les hiciera un examen a conciencia sobre el Reglamento de Vialidad y Transporte, pero sobre todo poner énfasis en cómo actuarán al llegar a un crucero público a nivel de las vías férreas, porque es casi seguro que ahí reprobaría la mayoría al no contestar adecuadamente; pero sobre todo, la exigencia absoluta de quedar prohibido el uso del teléfono móvil mientras estén sentados en el asiento del chofer.

Y si bien no se les puede prohibir que porten un teléfono celular en horas de servicio, se les puede obligar a que si van a hacer una llamada o contestarla, detengan la unidad y se levanten de su asiento para realizar dicha llamada.

El Sol de Nayarit en Facebook

Comentarios

nbvc

2018-03-08 14:12:07

TODO MUY BIEN, PERO SON SUEÑOS GUAJIROS PORQUE QUE VA A PASAR CON LOS QUE NO DEN LAS MEDIDAS SEGURAMENTE SE VAN A DEDICAR A TRABAJAR DE SICARIOS EN DONDE NO SE EXIGEN TANTOS REQUISITOS.

Resultados

2018-03-09 01:53:01

Ahhh ey

Agrega un Comentario
Nombre:
Cometario:
Nota.- Se recomienda discreción a la hora de vertir un comentario ya que todo lo que se escriba se publicará sin edición, restricción o censura alguna.
El Sol de Nayarit se reserva el derecho de eliminar algún comentario que considere difamatorio o que pudiera ser ofensivo para alguna persona, así como también se reserva el derecho de eliminar cualquier comentario amenazante, intimidatorio o que pretenda difundir temor o inestabilidad social.
<< Anterior
Aviso Oportuno
Siguiente >>