Acceder a la Guía

Con precaución

En las escuelas también se educa

Por Sergio Mejía Cano

Martes, 16 de Abril del 2019. 10:15:58 pm

Letra más grande

Que sí, que no, que quien sabe, que a ver; total, por lo visto lo que significa esto de la ya tan cuestionada Reforma Educativa, llevará un buen tiempo en resolverse porque al parecer no hay un consenso adecuado ni visos de ello por lo tan polarizado que está este asunto.

Platicando con algunos profesores ya pensionados, uno de ellos comenta que le da risa cuando oye el planteamiento de la repartición de plazas, ya que en sí, estas siempre las ha repartido la Secretaría de Educación Pública (SEP) y no el sindicato como se afirma; que de hecho, el sindicato entra en el tema autorizándolas precisamente a recomendados y eso es lo que se tendría que controlar. Y respecto a la herencia de las plazas, comenta este profesor pensionado que es una de las tantas conquistas laborales de su gremio, pero que obviamente no se le podría heredar a alguien que no tenga la profesión, aunque se han dado casos en que a quienes se le hereda una plaza así no tenga el perfil, de algún modo se acomodan las cosas que posteriormente esa persona que heredó una plaza sin ser merecedor, un día aparece con su título de profesor y tan, tan, fin del asunto.

Y el otro profesor pensionado afirma que tanto la reforma de Enrique Peña Nieto como la que está presentando el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), son enteramente reformas laborales para el magisterio, ya que una buena y congruente reforma educativa conllevaría la implantación de un cuadro básico de estudios avanzado, nuevos libros de texto gratuito veraces y acordes a los tiempos que obviamente ya entrañan otro tipo de enseñanza; pero sobre todo, también la restauración de los planteles educativos para que los alumnos se sientan incentivados y estén de lo más confortables posible, ya que actualmente la mayoría de las escuelas dejan mucho qué desear en cuanto al mantenimiento de las instalaciones, ya que no hay en muchas de ellas agua potable, los baños no están en la más óptima de las condiciones de uso; que falta renovar el mobiliario de los salones como pupitres, pizarrones, escritorio para los docentes y, desde luego, buena luz y ventilación en las aulas también, pues todo esto viene a redundar en la estimulación para los escolares y estudien en un ambiente digno y que les den ganas de acudir cotidianamente con gusto y no por obligación nada más.

Ambos profesores ya pensionados, coincidieron en que una verdadera reforma educativa no tiene por qué incomodar a los profesores (se engloban ambos géneros), ya que la de Peña Nieto enfatizaba la llamada evaluación y con la pena y amago de que quienes no la sustentaran de bien a bien quedarían fuera del magisterio, y esto claramente fue algo que incomodó a la mayoría de los profesores y más, a los disidentes que temían que bajo este argumento de no aprobar dicha evaluación se aprovecharía como pretexto para dejarlos fuera y sin trabajo.

Y en esto de la mentada evaluación sí que estaba o está mal que se les amenaza o haya amenazado con quedarse sin trabajo si no acudían a hacer esta evaluación o si no respondían adecuadamente, porque se supone que el examen final al graduarse de la escuela Normal, al haberlo sustentado a cabalidad y haber recibido su título como profesores y además de los que hayan hecho alguna maestría al respecto, sería más que suficiente para ya no tener que volver a ser evaluados debido a que ya lo habían sido al recibir su título como docentes; que acudir a programas de capacitación y modernización sería lo más adecuado, así como ser consultados para opinar qué es lo que creen, intuyen o saben que hace falta para formar un cuadro básico de enseñanza más adecuado a nuestros tiempos debido a los avances tecnológicos, así como de ciencia, arte y cultura además de conocimientos generales.

Que también sería buen que cotidianamente se dieran simposios de actualización en la enseñanza y para unificar criterios en cuanto a la educación y enseñanza en las escuelas.

Y al ser cuestionado uno de estos profesores cuestionados respecto a que en las escuelas se enseña pero en sí no se educa, ya que la educación emana principalmente en los hogares y familia, adujo este profesor pensionado que en las escuelas también se educa en cierta forma en cuanto a la formación intelectual del alumnado, porque un profesor podría abrir la mente de un alumno en algo que no sepan hacer o decir sus progenitores o familiares; y es ahí en donde podría entrar cierto tipo de educación en los alumnos; y a veces a los padres de familia.

El Sol de Nayarit en Facebook

Comentarios

Agrega un Comentario
Nombre:
Cometario:
Nota.- Se recomienda discreción a la hora de vertir un comentario ya que todo lo que se escriba se publicará sin edición, restricción o censura alguna.
El Sol de Nayarit se reserva el derecho de eliminar algún comentario que considere difamatorio o que pudiera ser ofensivo para alguna persona, así como también se reserva el derecho de eliminar cualquier comentario amenazante, intimidatorio o que pretenda difundir temor o inestabilidad social.